Inicios

De repente una nueva sensación extraña me surgió y todas las ideas, lamentaciones y demás peripecias que estaban en mi vida se fueron una a una. 

Perdí de algún modo la fe y me sentí a gusto en mi soledad. 

Sonreí, nunca me había sentido a gusto solo angustiada.

Parece un nuevo inicio.